Cómo se rompen los cálculos renales

by lunes, agosto 21, 2017 0 comentarios
Cuando los cálculos ya han aparecido existen dos tipos de posibilidades de tratamiento: El primero es hacer que el cuerpo sea capaz de eliminarlos por sí solo; eso algo que se puede lograr si las piedras no son muy grandes y son capaces de moverse a través de los conductos urinarios sin riesgo de atorarse en ellos. En ese caso lo que debe hacerse es tomar abundantes líquidos, usar los medicamentos que el médico recetará y vigilar estrictamente la dieta hasta que el "indeseable" sea expulsado por la orina. 

Pero si la piedra no es capaz de hacer ese viaje por sí sola (porque es demasiado grande o se ha "atorado" por ahí) habrá que sacarla de otra manera. La primera opción para las piedras grandes es tratar de fragmentarlas en partículas muy pequeñas para que luego pueda salir del cuerpo. Eso es lo que se conoce como litotricia, una palabra que significa "triturar la piedra"





Hay diferentes formas de litotricia y cada tratamiento depende de una serie de factores (en qué parte del sistema urinario está la piedra, de qué tipo es, cuál es su consistencia, de qué tamaño es, cuál es el estado de salud general del paciente, cuánto tiempo estuvo atrapada, etc.) 

1) Golpear las piedras con ondas de sonido

Esta es la forma más común y menos complicada (para el paciente) pues no requiere realizar cortes y el tiempo de recuperación es breve. Consiste en colocar junto al paciente un aparato de litotricia extracorpórea que entra en contacto con la piel a la altura del riñón afectado y que lanza una serie de ondas de sonido (vibraciones) hacia las piedras. Las ondas de sonido no harán daño a los órganos del cuerpo, pero golpearán la piedra y pueden fragmentarla en pedazos pequeños. Esos pedazos podrán pasar luego a través de los conductos urinarios y serán expulsados de manera natural en las siguientes micciones que tenga el paciente. 

Sin embargo, es posible que no sea efectivo para todos los tipos de piedra pues se ha demostrado que si el cálculo está hecho de oxalato cálcico o de cisteína podría ser resistente.

2) Interceptar y destruir 

Cuando la piedra ya migró el riñón y está atorada en uno de los uréteres (que son los conductos que llevan la orina desde el riñón a la vejiga) es necesario usar un tratamiento más agresivo. Para ello se introduce un ureteroscopio (un tubo con cámara incorporada que ingresa por la uretra del paciente, que estará con anestesia) que va armado de un dispositivo "destructor de piedras". Este puede un micromartillo neumático, un rayo láser o un dispositivo que lanza ondas de choque (como en el caso anterior). El médico hará que el ureteroscopio llegue hasta la piedra y una vez que se encuentra con ella intentará destruirla o al menos reducirla de tamaño. Incluso es posible que capture la piedra con una especie de "canastilla" y la arrastre hacia el exterior.

3) Aspirando las piedras 

Cuando el paciente tiene muchos cálculos, o son muy grandes o son muy duros para ser destruidos con las otras dos técnicas ya no podrán usarse los conductos naturales del cuerpo y habrá que realizar un conducto nuevo y temporal para removerlos. Ello, por supuesto, requiere técnicas quirúrgicas un poco más complejas y la hospitalización del paciente. De todos modos, mientras menos cortes tengan que hacerse, habrá menos riesgos y la recuperación podría durar menos tiempo. Entre las diferentes opciones terapéuticas hay técnicas de litotricia percutánea que permite romper cálculos con ondas de sonido para luego extraerlas "aspirándolas" a través de un tubo de drenaje que los cirujanos insertarán en la región lumbar del paciente. 

Urozen

El Centro de Urología Avanzada UROZEN ofrece servicios en atención urológica. incluyendo cirugía mínimamente invasiva, microcirugía y cirugía láser. Está dirigida por profesionales y médicos certificados, reconocidos en sus áreas de especialización individual las que incluyen a las enfermedades del sistema urinario masculino y femenino así como de las disfunciones sexuales y trastornos de los órganos genitales masculinos.

0 comentarios:

Publicar un comentario